LA EDUCACIÓN INTELIGENTE

La educación inteligente en familia significa:

  1. Establecer unas normas bien pensadas y que todos han de asumir.
  2. Practicar la escucha activa, el diálogo, exigir cumplir lo acordado siendo firmes y dando oportunidades.
  3. Los  progenitores, ambos por igual, deben procurar practicar lo que exigen siendo los modelos a seguir (predicando con el ejemplo).
  4. Ser tolerante, comprensivo, perdonar y adaptarse a cada hijo, con su personalidad y circunstancias. La educación debe ser personalizada.
  5. No escatimar en las expresiones de admiración y estima por los éxitos, pequeños o grandes, de los hijos.  Valorar lo positivo más que criticar lo negativo.
  6. Dejarles tomar decisiones, para que aprendan a elegir, a decidirse y a actuar, a equivocarse y corregir los errores y responsabilizarse de sus actos.
  7. Buen entendimiento entre padres y profesores, para aunar criterios y trabajar conjuntamente.
  8. Intentar que sean autónomos, que se valgan por sí mismos y que cumplan sus obligaciones adaptadas a su desarrollo evolutivo y a sus posibilidades.

.

Escribir comentario

Comentarios: 0